Saltar al contenido

Cuando la menopausia desencadena una Artrosis.

¿Existe una artrosis “pos- menopáusica”?

A partir de los 50 años (aproximadamente la edad de la menopausia), la incidencia de la enfermedad se eleva de forma más pronunciada en las mujeres que en los hombres, y esto se explica porque las hormonas ováricas desempeñan un papel protector en la salud de las articulaciones.

¿Por eso hay mujeres que se quejan más de dolor de huesos que de sofocos?

En la etapa de la menopausia sí. De hecho, el dolor en las articulaciones es una queja muy común en esta etapa de la mujer cuando acuden al ginecólogo. Yes que los estrógenos realizan una función protectora no solo de los huesos o del corazón, también del cartílago de la articulación. Por eso. al descenderse acelera el desgaste articular.

¿Es por esta razón que la artrosis se considera una enfermedad femenina?

En parte sí. Las mujeres tienen una mayor prevalencia de artrosis que los  hombres, con una proporción de casi 3 a 1. De hecho. 6 de cada 10 mujeres entre 45 y

“Hacer ejercicio en esta etapa es clave para la salud de las articulaciones”

65 años sufren dolor articular intenso, según el Estudio Mujer y Artrosis de la Asociación Española para el Estudio de la Menopausia (AEEM). Además ellas a menudo tienen más articulaciones afectadas, especialmente la rodilla, y los síntomas son más intensos: sufren mayor rigidez matutina e inflamación articular que los hombres.

¿Puede heredarse de madres a hijas?

La artrosis u osteoartritis es un trastorno que aparece por el desgaste del cartílago que recubre la  articulación debido en parte al envejecimiento. Los factores de riesgo son. Además de la menopausia y la edad, los trabajos repetitivos y, por supuesto, la herencia, lo que significa que si se transmiten ciertos genes de padres a hijos aumenta el riesgo de sufrir esta enfermedad.

¿Hay algún tratamiento?

Es importante mantenerse lo más activa posible. Cuando las articulaciones duelen, la tendencia natural de la persona es moverse menos por temor a  sentir todavía más molestias. Y esto es aún más negativo porque se debilita la musculatura que la rodea y aumenta aún más el dolor.

Aliados para evitar que aparezca

Que se acerque la menopausia no quiere decir que, irremediablemente, vayas a sufrir artrosis. Si te cuidas puedes evitar el desgaste articular o reducirlo mucho.

CONTROLA EL SOBREPESO

El descenso de estrógenos en la vida dé la mujer también favorece el sobrepeso. Y los kilos demás son un gran factor de riesgo de artrosis ya que la articulación se desgasta más al tener que soportar más peso. Una dieta equilibrada y hacer ejercicio alejará el sobrepeso y protegerá tus articulaciones.

TOMAR COLÁGENO PUEDE AYUDAR

Recientes estudios apuntan que tomar colágeno puede ayudar a prevenir el desgaste del cartílago. Puede tomarse en suplementos, o bien incluir en la dieta alimentos ricos en esta sustancia. Recuerda que resulta eficaz para prevenir pero no para aliviar el dolor si ya se sufre artrosis.